Tercera victoria al hilo!

Tras un mal arranque el equipo de la playa parece recomponerse al lograr tres victorias consecutivas. En esta oportunidad vencimos al conjunto de Biguá en cifras de 79 a 70.

La clave de la victoria estuvo en la intensidad defensiva del segundo y último cuarto, donde bajamos al elenco de Kogan a 13 y 15 puntos respectivamente. En ataque Frank fue una aplanadora en gran parte del segundo tiempo, lo que nos brindó mucho aire para mantener la diferencia en el marcador.

En el debe nuevamente quedamos abajo en los rebotes ofensivos. Nosotros tomamos 6 y ellos 14.

Biguá jugó con dos ausencias importantes. Por un lado su base Cambón y por otro uno de sus extranjeros. A pesar de sus bajas dio siempre pelea en el partido y nunca bajó los brazos.

Pero Malvín tampoco.

El arranque fue impreciso. A los tres minutos Aguiar convierte de tres puntos y se van arriba 5 a 4. Amplían la ventaja con un ataque rápido de Osimani. Pero pocos segundos después llegaron dos cañonazos azules. Primero Frank y después Nicolás. Con ambos triples pasamos 10 a 7 al transcurrir cuatro minutos. Aquí tuvimos un pasaje de buena defensa, lo que nos permitió correr la cancha. De esa forma llegaron 4 puntos de corrida de Darrius, quien además tuvo una excelente tarea defensiva controlando a Tito. Sin embargo Biguá embistió con Osimani y Glenn. De esa manera nos igualaron en 14 faltando tres minutos y medio. Fue Hatila con un doble y un libre el que nos permite tomar la delantera. Luego llega otro cañonazo espectacular de Nicolás para alejarnos 20 a 15. En este tramo cometimos errores en ofensiva y lo pagamos caro. A falta de un minuto y veinte segundos nos pasan con triple de Brause. Pero la ametralladora azul seguía caliente. Primero fue Marcel y después, otra vez, el Grado 5 Playero, mostrando toda su vigencia en la fecha que fue denominada con su nombre. El primer cuarto fue nuestro 26 a 21, 15 puntos desde el tiro de tres puntos.

No iba a ser fácil repetir nuestro porcentaje de lanzamiento exterior. Para mantener la ventaja resultaba vital defender con mayor intensidad. Al principio del segundo cuarto parecía que nos infiltraban como un flan. Con puntos de Glenn y West nos colocan un parcial de 8 a 2 para pasarnos 29 a 28 a los tres minutos y medio. A partir de allí Kogan se arriesga a no jugar con Álvarez en la base y colocar a Osimani en esa posición tras la ausencia de Cambón. Realmente esa situación nos favoreció. Biguá perdió el control de juego y Malvín se fortaleció en la defensa. Con un misil de Pitu y un doblón de Marcel tras formidable asistencia de Hatila, nos distanciamos 34 a 29. Otro misil de Pitu, quien ingresó notable al rectángulo, nos permite tomar una ventaja considerable. Si bien Aguiar descuenta con doble y libre, en el último minuto el viento azul invadió la cancha del Pato. Primero con libres de Nicolás y luego con 4 puntos corridos de Theo, quien jugó un minuto en el partido y lo hizo de excelente forma, confiando en su tiro de media distancia y cumpliendo en los libres después. Gran alegría para todo el trabajo de formativas. Primer tiempo nuestro 43 a 32. En los últimos seis minutos colocamos un parcial de 15 a 3, en base a una excelente defensa y una floja conducción del elenco local.

Tras el descanso largo, si los dirigidos por López volvían a repetir la intensidad defensiva del segundo período, seguramente estirarían la ventaja en el marcador. Sin embargo no pudimos defender de la misma forma y el trámite fue parejo, aunque tampoco le permitió a Biguá descontar en el tanteador. Al principio fueron destellos fulgurantes de Frank, pero después se transformaron en un huracán que asoló la defensa de Biguá sin consuelo. El extranjero azul culminó el cuarto con 12 unidades y fue factor clave para mantener la diferencia. Frank dio inicio a una lluvia de triples, seguido por otro de Marcos y otro de Pitu. A los dos minutos ganábamos 52 a 36 en el hermoso gimnasio de Biguá. Los locales quedaron contra las cuerdas en su propia cancha. Pero no se amilanan, descuentan con triples de Osimani y Álvarez. De todas formas Frank los apuñalaba una y otra vez. Con 7 puntos corridos del extranjero alcanzamos la máxima diferencia del partido a falta de tres minutos: 64 a 47. El recital de Frank se encontraba en su plenitud. En el cierre cometimos algunos errores y ellos lograron descontar. Tercer cuarto nuestro 66 a 55.

Para ganar bastaba con sostener una defensa sólida. Y fue lo que hicimos. En el último cuarto Biguá nos convirtió 15 unidades. Imposible descontar de esa manera una ventaja de 11 puntos. Es cierto que no fuimos contundentes en ataque, pero bastó con que Frank cerrara su recital para mantener la diferencia. A los cuatro minutos estábamos arriba 70 a 60, con cuatro puntos del extranjero. En la segunda parte de este período Biguá intentó echar el resto. Pero fue frenado por un doble maravilloso de Hatila, culminando una excelente jugada colectiva y por una hundida con revancha de Darrius (venía de marrar una de forma increíble). A falta de dos minutos ganábamos 78 a 65. Kogan volvió a jugar con Osimani en la base, hecho que nos terminó favoreciendo. Biguá terminó el partido con 18 pérdidas, mientras que nosotros con 13. Resultado final 79 a 70.

Esta fue nuestra tercera victoria consecutiva, lo que evidencia un crecimiento en el rendimiento azul. El partido que se viene el próximo sábado ante el actual puntero, Defensor Sporting, en el Canil, es ideal para consolidar nuestro juego y seguir trepando en la tabla, dando señales a los demás equipos que Malvín tiene aspiraciones altas en esta temporada.

Con todo!!!

Comments 1

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *